PROTESIS DENTAL

Una prótesis dental es un elemento artificial destinado a restaurar la anatomía de una o varias piezas dentarias, restaurando también la relación entre los maxilares, a la vez que devuelve la dimensión vertical, y repone los dientes.

Rehabilitación protética es aquella rama de la odontología que se encarga de devolver la función, anatomía, fonación y estética alteradas del aparato estomatognático como consecuencia de la pérdida de uno o más dientes. Estas prótesis pueden ser prótesis fijas como un puente, una corona, una incrustación, una carilla; o prótesis removibles si se pueden quitar y también pueden ser parciales o completas según si comprenden un limitado número de dientes o toda la arcada respectivamente.

Su objetivo es restituir la función masticatoria, estabilidad en la relación oclusal, fonética y la estética. Ésta puede estar cementada, atornillada o mecánicamente unida a un diente natural, a un pilar de un implante de titanio o a un diente en estado de raíz con tratamiento de conducto, pudiendo reemplazar una sola pieza o múltiples piezas hasta la totalidad de las arcadas dentales superior e inferior.

La rehabilitación protética se divide en fija y removible a la vez que se ramifica en total y parcial.

A medida que se han ido adquiriendo mayores conocimientos y se han ido perfeccionado las técnicas, los materiales con los que se fabrican las prótesis dentales han variado. Actualmente los materiales de fabricación son tres: la resina, el metal y la cerámica.

Las prótesis sobre implantes son prótesis implantosoportadas, es decir, se sujetan en implantes dentales, por lo que el paciente debe someterse previamente a una intervención quirúrgica. Estás prótesis pueden ser fijas o removibles.